Todo empieza con una escena que podríamos decir que es normal. Una pareja durmiendo en una cama, él de un lado y del otro una sexy morocha, pero en la puerta espiando otra mujer, quien entra sigilosamente y le pone la mano en la boca a la que sería su víctima, mientras con la otra mano la masturba, entre el forcejeo logramos ver las enormes tetas, pero la raptora sabe que ahí no puede hacer mucho, asi que se la lleva a otra habitación en calidad de secuestrada, ya ahí ambas dejan salir su pasión y se hacen de todo.

 

 




FOTOS DE TETONAS

tetazas tetazas tetazas tetazas tetazas tetazas

INSERTA TU COMENTARIO: